Significado del apellido Montoya

Para aquellos que tengan interés, les contaremos aspectos relacionados al significado del apellido Montoya. Se refiere a un nombre de raíz vasca que se extendió por América y la Península Ibérica al pasar la reconquista. Grandes personajes pertenecen a este linaje. En España por su parte, los integrantes probaron su hidalguía frente a diferentes Órdenes Militares.

Es probable que tenga origen judío, algunos ocuparon las tierras españolas pero luego fueron expulsados. En la actualidad, lo poseen como primer apellido veintidós mil españoles. Alrededor de veintitrés mil lo poseen en el segundo y apenas mil cien en ambos. Su origen y escudo seguramente son de tu interés también, no te quedes sin conocer los detalles.

¿Cuál es el significado del apellido Montoya?

Significado del apellido Montoya

El topónimo de origen vasco procede de la voz euskera “Montoia”. Con este término se suelen describir paisajes o aldeas. Por lo tanto, el significado del apellido Montoya se conoce como “pastizal de juncos” o “sitio de pastos”. En un principio, a los que habitaban estas tierras se les denominaba “de Montoya”. A medida que pasó el tiempo se perdió esta costumbre, se eliminó la palabra “de” convirtiéndose en un apellido propio. Sin embargo, es posible que todavía se encuentren apellidados “de Montoya”.

Acerca del origen del apellido Montoya

Montoya, un antiguo y noble apellido, proviene de la provincia de Álava. La primera casa solar del linaje se ubicó específicamente en la villa de Berantevilla, desde tiempos inmemoriales. Algunas ramas se radicaron después en el condado de Treviño, Pobes, Santa María de Tobera y otras localidades contiguas. Según la mayoría de los autores, los que pasaron luego a América y la Península Ibérica, procedían de las casas anteriores. En Madrid y Palencia también tuvieron presencia.

¡Al final del artículo te espera un regalo!

De los de Berantevilla se distinguieron dos personajes llamados Álvaro y Rui Díaz de Montoya. Con su increíble valentía participaron en la batalla de las Navas de Tolosa en 1212. Diego de Montoya formó parte de los once hijosdalgo de la conquista de Alcázar en Jaén. Mientras que Juan de Montoya fue capitán en la de Granada.

En Guipúzcoa también tuvieron casa solar, en la Alcaldía Mayor de Saiaz. De allí procede Martín Pérez de Montoya, Procurador de la misma alcaldía para el año 1397. Cualquiera que sea el lugar de residencia, todos hicieron lo posible para probar su hidalguía en Chancillerías y Órdenes Militares.

¿Cómo se compone el escudo del apellido Montoya?

Escudo del apellido Montoya

Blasones o escudos que reflejan el significado del apellido Montoya se encuentran cerca de cuatro versiones. La principal y más conocida posee sobre el campo de azur, diez panelas de plata. Ellas se encuentran posicionadas en filas de tres más una en la punta. Un cordón de plata de san Francisco les rodea. Otro es muy parecido, solo cambia en que su bordura es de sinople.

Si encuentras uno de campo de azur con un castillo real plateado, también es de los Montoya. Lo supera una flor de lis de oro y dos veneras del mismo metal a cada lado. Por último, los Pérez de Montoya usaban una banda engolada en cabezas doradas de dragones sobre campo de azur. Su bordura era azul y sus ocho aspas doradas.

Creado por: Maria José Sánchez - 18th diciembre, 2018
Modificado el 16th diciembre, 2018

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *